Las torres de alta tensión solo benefician a las empresas eléctricas y mineras

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es 119078954_206102400935858_1498053688913043356_o.jpg
La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es 119042579_206102344269197_5908469929294729407_o.jpg

En el Valle del Mataquito se levanta hoy un mega proyecto, el cual fue comenzado por Bachelet y ahora es continuado por Piñera. A raíz de esto se levanta una lucha contra este “proyecto estatal” que busca reemplazar el suministro eléctrico en el centro-sur del país, con el fin principal de beneficiar a las mineras y a otras empresas. Los encargados usan el pretexto de “descarbonizar Chile”, pero omiten todo el potencial daño y las enormes repercusiones negativas para el pueblo que habita en la zona.

“Se van a instalar torres de alta tensión destinadas a grandes empresas mineras, que no beneficiarán a Hualañé. Y los paneles solares son captadores de energías para las torres, son un proyecto en conjunto, que intentan hacerse pasar por dos cosas totalmente distintas. Estamos contra el proyecto de CeleoRedes que busca instalar torres de alta tensión y paneles solares que perjudicarán a la población local. Mostramos nuestro rechazo a este proyecto invasivo, destructor y que no genera beneficio alguno para nuestra población, sino todo lo contrario. Su apoyo y el de distintos medios de comunicación es de suma importancia para salvar nuestro río y a nuestra gente.”- Poblador de Hualañé.

¿QUÉ SON LOS PANELES SOLARES?
Dispositivos que tienen la función de convertir la energía que nos proporciona el sol en electricidad.

PELIGROS:
Los paneles solares se fabrican con ciertas moléculas como plomo o silicio, que deben ser tratadas como residuos altamente peligrosos al fin de su vida útil. Además se necesitan varios años para la degradación de estos materiales. Los paneles solares tienen un gran impacto visual en el paisaje cuando se emplean para producir electricidad a gran escala, ya que ocupan grandes extensiones de superficie.

LAS TORRES ELÉCTRICAS Y SUS RIESGOS:
Provocan daños irreparables para la salud de las personas y el lugar donde están instaladas, afectando especialmente a niños y adultos mayores. También afecta considerablemente la flora y la fauna, además de la producción agrícola y ganadera.

En el año 2019 el concejal de Hualañé Claudio Gonzáles expuso que “la proliferación descontrolada de estos tendidos eléctricos en sectores urbanos y rurales afectará directamente la salud de las personas, aumentando el electromagnetismo y la presencia de mega estructuras, hecho que ha sido advertido por estudios internacionales donde ya están operando estas empresas transnacionales”.

LOCALIDADES AFECTADAS

Orilla de Valdés, Parronal, Remolino, La huerta de Mataquito, Río Mataquito.
El río Mataquito es un río que atraviesa la cordillera de la Costa, en el límite de las provincias de Curicó y TalcaRegión del Maule, luego de recibir las aguas de sus afluentes Río Teno y Río Lontué. Tanto por sus características geográficas como por su importancia económica e histórica es un río relevante en la zona centro de Chile.

EFECTOS PARA LOS CAMPESINOS Y TRABAJADORES DE LA TIERRA

“Si eventualmente las torres pasan por ese sector, la empresa optará por comprar esas tierras, pero solo el pedazo que van a ocupar. Y en el caso de que se les niegue hay facultades de expropiación, entonces ahí les quitan la tierra a los campesinos y no les pagan nada. Además, el que se pongan las torres de alta tensión significaría que tienen libre acceso a esos predios, por tanto, van a devaluarse, esas tierras van a caer en lo que va a ser su precio y también van a tener problemas con lo que es la agricultura, el trabajo de siembra. Por un lado, el electromagnetismo y también los líquidos refrigerantes y el combustible que emiten las torres perjudicarán lo que son las tierras”. Poblador de Hualañé

Celeo Redes es la encargada del proyecto en Hualañé, esta es una empresa de transmisión eléctrica que, mediante Sociedades de Propósito Especial (SPE), opera en el Sistema Eléctrico Nacional. Según información pública, la compañía cuenta con un total de 710 km de líneas de transmisión. En el ejercicio del año 2018  la empresa generó ingresos por US$ 49,9 millones. Por su parte, en los nueve primeros meses de 2019, sus ingresos alcanzaron a US$ 37,5 millones.

La empresa ha mostrado, en los hechos, que tiene un adecuado acceso a los créditos de bancos e inversionistas, tanto locales como extranjeros; ello queda reflejado por el bono en Chile y USA que a la fecha implican deudas por US$ 208,4 millones y US$ 362,7 millones, respectivamente. Estamos hablando de una empresa imperialista, que se enriquece a costa del territorio del pueblo.

LEY DE TRANSMISIÓN ELÉCTRICA COMO IMPULSOR DE ZONAS DE SACRIFICIO

Esta implica declarar “polos de desarrollo” e imponer franjas territoriales para que las empresas construyan carreteras eléctricas, esto es lo mismo que propuso el gobierno pasado para el proyecto “Hidroaysén”. Bajo este modelo de polos de desarrollo eléctricos y franja de carretera eléctrica que impulsa la ley de transmisión, el gobierno tendría la facultad de decidir e imponer sobre las comunidades franjas de transmisión que entregará a las empresas eléctricas, para que instalen sus torres y cables de alta tensión, le quitará los terrenos a sus dueños para dárselos a estas empresas, además el proyecto de ley mantiene el modelo eléctrico vigente, que es de muy alto costo. Esto lo podemos ver en los siguientes puntos:

  • No hay amortización (aunque pase mucho tiempo desde que la empresa pone un poste o torre de transmisión eléctrica se deberá seguir pagando todos los meses como si fuera nueva)
  • Tienen una alta rentabilidad (por ley captan un 10%, pero con las nuevas modificaciones las empresas podrían llegar a tener de un 7% o sobre el 15% de la rentabilidad total)
  • El viejo estado declara ciertos lugares como “polos de desarrollo” (no benefician al pueblo, de hecho estos vendrían a apropiarse de ríos, en el sur principalmente, que produzcan la energía para las torres de electricidad y que además conducirían directamente la energía a las grandes empresas y mineras del norte). En resumen, se quieren hacer represas en todos los ríos del sur para alimentar a los grandes consumidores como lo serían las mineras. Mostrando así que hay una sobreproducción de electricidad, respecto de la que el pueblo necesita.

El transporte de esa energía se hará por la franja de interés nacional sobre el territorio del pueblo. El costo de eso lo pagaremos todos nosotros  y los beneficios serán para las empresas mineras y eléctricas, la mayoría de carácter extranjera e imperialista.

Hoy esta ley vigente (ley de transmisión eléctrica) está facilitando el plan del viejo estado para seguir enriqueciendo a empresas imperialistas a costa del sacrificio de pueblos y comunidades. Perpetuar este sistema en base a las relaciones semifeudales que se desarrollan, permiten la existencia del latifundio, el clientelismo y el reimpulso del capitalismo burocrático, ejes fundamentales de esta vieja sociedad.

Como ocurre en el Wallmapu, el viejo Estado se encarga de apropiarse de las tierras del mapuche para poder hacer negocios y venderlas al mejor postor. O el trato especial que se le tiene hacia las forestales (donde los dueños son privados como Matte y Angellini) para facilitarles la posibilidad de ocupar las tierras y hacer el cultivo de pinos que secan y dañan la tierra. En este caso con la ley vigente de transmisión eléctrica, el Estado tiene todas las facultades para apropiarse de las tierras del pueblo pobre chileno y mapuche, y venderlas a las empresas imperialistas que se benefician de esto.

Debemos mantenernos atentos y preparados para dar esta lucha que equivale a luchar por el territorio y por los intereses del pueblo explotado. Esta es una pelea contra el capitalismo burocrático que se desarrolla en nuestro país, para sustentar la defensa de los interéses imperialistas en países semicoloniales, tipo de capitalismo que mantiene la existencia de relaciones de poder y consumo, donde los vencedores parecen ser siempre los mismos, barrer con estas relaciones que parecen siempre beneficiar a los grandes burgueses, es entender también que la gente tiene el derecho de ver como pueden trabajar de mejor forma la tierra en beneficio del colectivo, el derecho de contar con ríos limpios y libres alejados de las garras de intereses avaros, el derecho a mantener su agricultura y ganadería independiente de las empresas imperialistas.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s